¿QUE HARE CON MI ENCARGO?

[sc_embed_player_template1 fileurl=”https://2b31df1bfa3a1bf94421d12d293d7c2117ce442e.googledrive.com/host/0B1rJzEaosKkvfnRJWE9GMFQ5Rk8wT2dtMXRuTEhMdmFIU2lYcFp6T1o1Yk1tRmE3cnEwZDQ/230815N-PR-LUIS-ALBERTO-EDITADO-QUE-HARE-CON-MI-ENCARGO.mp3″]

// Pr. Luis A. Nuñez \\

círculo-del-signo-de-interrogación-de-la-gente-218796892 Corintios 5:19
19que Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo, no tomándoles en cuenta a los hombres sus pecados, y nos encargó a nosotros la palabra de la reconciliación.
Dios mismo nos dio un encargo, Dios mismo nos encargó, la “palabra de la reconciliación”, ¿Porque nos encargó? Por dos razones
Somos especiales, somos sus hijos tu encargas cosas importantes o personas que son especiales para ti, Jesús encargo su madre a su discípulo amado, tu eres ahora un hijo de Dios, los hijos comparten la visión de los padres, el sueño de los padres.
Somos confiables, la confianza esta puesta en que tu experimentaste la gracia, solo el que fue rescatado desea rescatar con intensidad solo quien sabe lo que es vivir lejos de Cristo desea que otros no estén más en esa condición. Por eso dice Él Señor “me seréis testigos”

Hechos 1:8 Entonces los que se habían reunido le preguntaron, diciendo:
—Señor, ¿restaurarás el reino a Israel en este tiempo?
7Les dijo:
—No os toca a vosotros saber los tiempos o las ocasiones que el Padre puso en su sola potestad; 8pero recibiréis poder cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria y hasta lo último de la tierra.
Los discípulos aún estaban con la esperanza mesiánica de los judíos de un reino político establecido por un descendiente de David.
¿Quién es un testigo?, alguien que vio, y alguien que está dispuesto a hablar, ¿Quién les hablara que El existe?, ¿Quién les hablará que El salva, que Él es amor?, ¿Quién?
Dios soñó con restaurar a la humanidad, “a lo suyo vino”,(Juan 1:11) El no sueña con una parte El sueña con toda la humanidad.
Sobre nosotros pesa este encargo, un testigo tiene que hablar ¡esa es su responsabilidad!
Tenemos que echar fuera la vergüenza, el temor al hombre, la pereza, la indiferencia, la auto-preservación.
Quiero hacer dos preguntas:
¿Que cuenta daremos a Dios por el encargo?,
Sabemos que un día todos compareceremos ante el tribunal de Cristo, 2 Corintios 5:10, entonces tendremos que responder sobre el encargo que te dio, en realidad el encargo no es un sentimiento que tiene que ser formado, si no es una realidad, la palabra usada aquí como encargo es la misma que se usaba cuando se describía el acto de colocar un muerto en su tumba, el acto de “poner en”, es decir Dios ya puso en ti la palabra, ese ministerio, eso no es ajeno, eso no es aprendido está ya en ti, les decía que las personas recién convertidas por lo general son las que más ganan personas para Cristo, pero si nadie les enseño lo que pasa es que Dios puso y colocó ese encargo en todos sus hijos, el problema está en la actitud que los hijos de Dios toman al respecto, creándose varios obstáculos, ¿Cuál son estos obstáculos?.

1.- Falta de fe y conciencia en una realidad espiritual.- el inferno existe, la condenación es real, la palabra es cierta, para evangelizar no solo es necesario saber que es un mandato, es necesario saber porque tenemos que hacerlo, y otra vez juega un papel importante en esto el propósito, quien tiene propósito no se cansa, lucha hasta el final, como esas madres abandonadas con hijos que realizan muchas cosas para sostenerles, la gente está cegada por muchas cosas, y sufre por ello, pero cuando se conviertan, el velo se quitará, (2 Corintios 3:16) serán libres de toda esclavitud, de los lazos del diablo, de la ceguera puesta por él, (2 Corintios 4:3) 3Pero si nuestro evangelio está aún encubierto, entre los que se pierden está encubierto; 4en los cuales el dios de este siglo cegó el entendimiento de los incrédulos, para que no les resplandezca la luz del evangelio de la gloria de Cristo, el cual es la imagen de Dios. Por esto la Biblia dice que nuestra lucha no es contra sangre ni carne sino contra principados, potestades, no es gente dura, es gente cegada, nuestra lucha debe ser trabada contra aquel que los esclaviza, nos compete tener paciencia, perseverancia, ¿percibes esto?, lidiamos no con algo temporal sino eterno, por eso la lucha es a muerte, que pues ¿contemplaremos gente cegada, esclavizada sin hacer nada?, ¡de ninguna manera!, nosotros estuvimos así antes, debemos pedir que el corazón del Señor este en nosotros, que miró a su pueblo como ovejas sin pastor, con compasión, con amor, porque tenemos un gran ministerio (2 Corintios 4:1) ¿Cuál es ese ministerio?, es el ministerio de la reconciliación, (2 Corintios 5:18-19), por lo tanto tenemos que predicar a tiempo y fuera de tiempo.
Jesús habló mucho sobre la condenación en el infierno. ¿Por qué?, ¿Quería quizás asustarnos?, ¡no!, Él quería mostrarnos una realidad, (Marcos 16:15, 1 Juan 5:12. Juan 3:18, Lucas 16:19, la historia de Lázaro el mendigo) Existe mucha urgencia, las oportunidades pasan y no retornan más. Muchos mueren sin Cristo y no hay tiempo que perder.

2.- Cuando Tu defines que no es tiempo todavía Juan 4:35-36 No decís vosotros: “Aún faltan cuatro meses para que llegue la siega”? Yo os digo: Alzad vuestros ojos y mirad los campos, porque ya están blancos para la siega. 36Y el que siega recibe salario y recoge fruto para vida eterna, para que el que siembra se goce juntamente con el que siega, ellos estaban admirados de que hablara con una mujer y encima samaritana, entonces Jesús les dice esta es la voluntad de mi padre, ustedes dicen que no es tiempo aún, pero yo les digo la cosecha esta ya lista, esto se realizaba en un contexto en el que paralelamente la mujer hablaba a las personas y vinieron una multitud, ¡esa era la cosecha!, Tu no determinas los tiempos El ya determinó que es tiempo de cosecha, una cosecha para vida eterna, tu defines el destino eterno de esas personas, no tienes derecho a determinar tus tiempos, el tiempo está determinado.

3.- Falta de sensibilidad, 2 Pedro 3:9 El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento.
Dios no retarda su promesa El espera, El desea que ninguno perezca, Ezequiel 9 :1- 7 Aquí él Señor le muestra una visión en el que dice ponle una marca a los que gimen, había una gran corrupción espiritual en medio de la gente, abominaciones lejos de Dios, y le dice ponle una marca en los que son sensibles al respecto y gimen lloran, pero en los que no mátalos; que tremendo!!!, no merecen vivir, Dios condena en el Antiguo Testamento de manera rígida la insensibilidad, Cual será tu posición hoy?.

4.- Tu vida de testimonio, 2 Corintios 5:14-17 El amor de Cristo nos constriñe, pensando esto: que si uno murió por todos, luego todos murieron; 15y él por todos murió, para que los que viven ya no vivan para sí, sino para aquel que murió y resucitó por ellos.. 17De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas. 18Y todo esto proviene de Dios, quien nos reconcilió consigo mismo por Cristo, y nos dio el ministerio de la reconciliación; 19que Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo, no tomándoles en cuenta a los hombres sus pecados, y nos encargó a nosotros la palabra de la reconciliación.

En su amor y por su amor vivimos, ahora para poder cumplir el propósito necesitamos expresar lo que somos “Nuevas Criaturas”, quizás este es el otro propósito del maligno de procurar tu caída tu vida de derrota, Satanás sabe que eres hijo de Dios, no puede hacer nada para revertir esa realidad, fuiste libre de toda condenación, entonces el evita que cumplas tu propósito… ¿cómo?, con una vida de mal testimonio, por eso ahora vas a expresar lo que eres ¡Una nueva Criatura! es una responsabilidad, para cumplir el encargo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio