Reciba el espíritu de sabiduría

//Pr. Luis A. Núñez\\

milagro al centuriónLa primera mención de sabiduría lo encontramos en Genesis.

Gén 3:5  sino que sabe Dios que el día que comáis de él, serán abiertos vuestros ojos, y seréis como Dios, sabiendo el bien y el mal.

Gén 3:6  Y vio la mujer que el árbol era bueno para comer, y que era agradable a los ojos, y árbol codiciable para alcanzar la sabiduría; y tomó de su fruto, y comió; y dio también a su marido, el cual comió así como ella.

Desde el inicio vemos que el hombre entendio que necesitaba sabiduría, para todo, solo que actuo de manera incorrecta, el diablo lo llevó a mirar el árbol del conocimiento del bien y del mal que era una parte independiente, y lo alejo de mirar el árbol de la vida que encerraba todo y en ella también estaba la sabiduría, pero dependiente de Dios, porque Dios era la fuente de esa vida. Y decidio por un camino lejos de Dios.

Existen dos tipos de sabiduría, y puedo decir que una engloba la otra,

La primera sabiduría es la necesaria para desarrollar nuestra vida en el que hacer diario en el ejercicio de nuestras responsabilidades, en el desarrollo o inicio de emprendimientos, en el ejercicio del trabajo ministerial, etc, todos tienen miedo o temor natural, de comenzar algo, o de asumir una promocion de cargo o empleo, o por causa de esta pandemia, el temor de no saber que pueden emprender, entonces es tiempo de pedir sabiduría, de entender que Dios puede darte inteligencia mayor, mira los que dice los siguientes versos. 

Éxo 35:31  y lo ha llenado del Espíritu de Dios, en sabiduría, en inteligencia, en ciencia y en todo arte,

Éxo 35:32  para proyectar diseños, para trabajar en oro, en plata y en bronce,

Éxo 35:33  y en la talla de piedras de engaste, y en obra de madera, para trabajar en toda labor ingeniosa.

Éxo 35:35  y los ha llenado de sabiduría de corazón, para que hagan toda obra de arte y de invención, y de bordado en azul, en púrpura, en carmesí, en lino fino y en telar, para que hagan toda labor, e inventen todo diseño.

Éxo 36:1  Así, pues, Bezaleel y Aholiab, y todo hombre sabio de corazón a quien Jehová dio sabiduría e inteligencia para saber hacer toda la obra del servicio del santuario, harán todas las cosas que ha mandado Jehová.

Colocate cada dia delante del Señor, para pedir sabiduria e inteligencia, en toda área de tu vida, niños jovenes pidan a Dios sabiduria cada dia en vuestros estúdios, recuerdo que en el colegio, me predispuse a que era malo en matemáticas, y durante mucho tiempo coseche los resultados de creer que era malo en matemáticas, hasta que ya en la universidad siendo hijo de Dios entendí que en El estaba la vida la sabiduría de todo, y comencé a pedir sabiduria inteligencia, y Dios cambio todo en mi mente, se abrió a las matemáticas y llegue a ser un buen alumno, Pide sabiduría, no te canses de hacerlo, aun cuando hayas logrado algo sigue pidiendo sabiduría,

Padres pidan sabiduría, para lidear con cada momento en la crianza de vuestros hijos, esposos pidan sabiduría para tratar cada dia con sus conyuges sea cual sea el tiempo de casados en el que estes, pide sabiduría en cada momento para cada caso para cada momento.

Pero también existe otra sabiduría, yo diría mayor que esta que pedimos de manera cotidiana porque es esta sabiduría la que te permitirá relacionarte con Dios, y por la cual podrás confiar y esperar en El. 

Cuando hablamos de la gracia y el favor de Dios El amor de Dios, algunas personas tocan este versículo.

Sal 111:10  El principio de la sabiduría es el temor de Jehová;(A)

 Buen entendimiento tienen todos los que practican sus mandamientos;

 Su loor permanece para siempre.

Es verdad que esta palabra temor en el original significa también espanto, terror, entonces para entender necesitamos nuevamente ubicarnos, en entender el Pacto en el que estamos, no podemos ser creyentes del nuevo pacto que viven conforme al Antiguo pacto,

En el antiguo pacto la sabiduría en si radicaba en tener Temor de Dios, espanto de El, porque si no guardabas su ley estabas condenado a maldición, entonces sabiduría era tener espanto de El, pero en el Nuevo pacto, acontece otra cosa veamos:

“Porque no os habéis acercado al monte que se podía palpar, y que ardía en fuego, a la oscuridad, a las tinieblas y a la tempestad, al sonido de la trompeta, y a la voz que hablaba, la cual los que la oyeron rogaron que no se les hablase más, porque no podían soportar lo que se ordenaba: Si aun una bestia tocare el monte, será apedreada, o pasada con dardo; y tan terrible era lo que se veía, que Moisés dijo: Estoy espantado y temblando” (Hebreos 12:18-21)

“sino que os habéis acercado al monte de Sion, a la ciudad del Dios vivo, Jerusalén la celestial, a la compañía de muchos millares de ángeles, a la congregación de los primogénitos que están inscritos en los cielos, a Dios el Juez de todos, a los espíritus de los justos hechos perfectos, a Jesús el Mediador del nuevo pacto, y a la sangre rociada que habla mejor que la de Abel” (Hebreos 12:22-24)

Algo paso de manera diferente en este Nuevo pacto, en el antiguo pacto representado por el monte Sinai, el propio Moises estaba aterrorizado, espantado, pero en el monte Sion al que ahora dice que pertenecemos, es tan bueno y agradable que están los angeles, la iglesia, los hijos de Dios, Aleluya, de tal manera que el terror fue cambiado por el asombro, y como tal la reverencia.

Heb 12:28  Así que, recibiendo nosotros un reino inconmovible, tengamos gratitud, y mediante ella sirvamos a Dios agradándole con temor (reverencia) y reverencia (asombro).    (la palabra terror en el griego es fobos y aquí se usa “eulabeia”).  

 Por eso pablo ahora nos dice cual es la verdadera sabiduría en este Nuevo Pacto

“No ceso de dar gracias por vosotros, haciendo memoria de vosotros en mis oraciones, para que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de gloria, os dé espíritu de sabiduría y de revelación en el conocimiento de él, alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos y cuál la supereminente grandeza de su poder para con nosotros los que creemos, según la operación del poder de su fuerza, la cual operó en Cristo, resucitándole de los muertos y sentándole a su diestra en los lugares celestiales” (Efesios 1:16-19)

La Biblia dice que el Señor quiere darte el espíritu de sabiduría y revelación en pleno conocimiento de Él, para que los ojos de tu entendimiento sean iluminados. Dios quiere que estemos conscientes y en plena posesión del poder que levantó a Jesús de entre los muertos. Él quiere que caminemos en Él y eso ocurre cuando tenemos el espíritu de sabiduría y revelación liberado en nosotros. El conocimiento de Cristo es la sabiduría, por eso  El Señor quiere que sepamos:

  1. Cuál es la esperanza de su vocación.
  2. Cuáles son las riquezas de gloria de su herencia en los santos.
  3. Cuál es la grandeza de su poder para con aquellos que creemos.

Cuando tienes el espíritu de sabiduría y revelación y los ojos de tu corazón están iluminados, sabes que tienes un alto llamamiento en Cristo (un propósito de vida) Con ese llamado y esa visión para tu vida, viene toda la provisión, suministros y recursos para ayudarte a cumplir con tu llamado.

Esa es una oración inspirada por el Espíritu Santo que puedes orar constantemente, incluso a diario. El Espíritu Santo le dio a Pablo esta oración para que él intercediera por los creyentes de Efeso. Si es una oración inspirada por el Espíritu, no se limita a una cultura y época en particular. Es una oración a través de la cual podemos orar por nosotros mismos hoy. El Espíritu Santo es un ser divino, pero puede manifestarse de diferentes formas (Apocalipsis 1:4). Lo vemos manifestado de siete formas diferentes en el libro de Isaías.

“Saldrá una vara del tronco de Isaí, y un vástago retoñará de sus raíces. Y reposará sobre él el Espíritu de Jehová; espíritu de sabiduría y de inteligencia, espíritu de consejo y de poder, espíritu de conocimiento y de temor de Jehová” (Isaías 11:1-2)

Esta es una profecía sobre el Mesías, Jesucristo. Las siete diferentes manifestaciones del Espíritu Santo enumeradas aquí se pueden ver en la forma de la Menorah o candelabro de siete brazos que estaba en el tabernáculo y luego en el templo. El Espíritu del Señor, el eje central del candelabro, ilumina todos los demás dones del Espíritu. Oremos la oración de Efesios 1:16-19 acerca de nosotros mismos y nuestros seres queridos todos los días para que Dios nos dé ese espíritu de sabiduría y revelación en el conocimiento de Cristo.

Este no es un conocimiento que se adquiere leyendo libros sobre el Señor Jesús, es el conocimiento y la revelación personal recibidos directamente del Señor. El mayor conocimiento que puede tener es la revelación del Señor.

¿Cómo se iluminan los ojos de tu corazón?

Simplemente porque nuestro corazón no funciona como nuestra mente basada en la lógica y la razón. El corazón trabaja con imágenes, por eso decimos que la imaginación viene del corazón. “Hizo proezas con su brazo; esparció a los soberbios en el pensamiento de sus corazones” (Lucas 1:51) La palabra «pensamiento» aquí es «dianoia» en griego y significa «imaginación». Nuestros corazones se alimentan de imágenes.

Cuando éramos niños, a menudo ejercitábamos nuestra imaginación. A medida que envejecemos, comenzamos a despreciar estas visiones e imaginaciones y aprendemos a confiar más en la lógica, el conocimiento y la experiencia, pero la imaginación es un regalo de Dios.

Antes de que Dios haga algo bueno en tu vida, primero te da una visión.

Pedro creyó que era necesario declarar lo que profetizó Joel, el profeta del Antiguo Testamento. Es bueno que el joven tenga visiones y el viejo sueñe. Hoy, en los tiempos que vivimos, veremos la plenitud de lo que los profetas profetizaron en el Antiguo Testamento.

La visión de Dios ya no será rara ni inexistente, sino que veremos más de su visión en estos últimos días. En el Antiguo Testamento, a un profeta a menudo se le llama vidente (1 Samuel 9:9), es decir, alguien que ve. Cuando veas lo que Dios quiere que veas, verás el cumplimiento que Dios quiere realizar. Esta oración pidiendo el Espíritu de sabiduría y revelación nos hará experimentar tres bendiciones específicas en nuestra vida:

  1. La esperanza de tu llamado.
    El Señor tiene un gran llamado para ti. Cuando el Espíritu de sabiduría y revelación venga sobre ti, entonces conocerás la esperanza de tu llamado, lo que te hará ver cómo puedes fluir con Dios en todo lo que estés dispuesto a hacer. Por ejemplo, si eres médico, actuarás según el propósito divino de Dios y verás lo que Dios quiere que hagas en esa área. Podrás ver lo que otras personas tal vez no puedan ver.

  2. La riqueza de gloria de su herencia en los santos
    La herencia de Dios se encuentra en los santos, en ti y en mi.

  3. La suprema grandeza de su poder
    para nosotros los que creemos El mismo poder que resucitó a Jesús de entre los muertos es el mismo poder que vive en ti hoy. Espere ver el gran poder de Dios obrando en su vida este año. Cuando Dios te da una visión, Él también te da la sabiduría y la habilidad para caminar a través de ella. No importa en qué campo o posición te encuentres, puedes orar por el espíritu de sabiduría y revelación en Cristo todos los días.

    Cuando tu pides por ese espíritu de sabiduría que es el conocimiento de Cristo Tendrás éxito porque el Señor te permitirá ver los procedimientos que otras personas, incluso los expertos, tal vez no puedan ver. Además del conocimiento técnico y las habilidades que puede adquirir, Dios puede enseñarte cómo aplicarlos mejor, llenándote con el espíritu de sabiduría.

    Cuando tu pides por el espíritu de sabiduría que es el conocimiento de Cristo podrás confiar plenamente en la sabiduría que El te dará para vivir cada día, para hacer grandes cosas, podrás confiar plenamente en El para emprender, para avanzar, para conquistar.

Entonces esto.

En el AT el principio de la sabiduría era el temor a Dios, hoy la sabiduría es el conocimiento del amor de Dios expresado en Crsito. Por eso el apóstol Pablo oraba para que tuviésemos revelación del amor de Crsito

fe 3:14  Por esta causa doblo mis rodillas ante el Padre de nuestro Señor Jesucristo,

Efe 3:15  de quien toma nombre toda familia en los cielos y en la tierra,

Efe 3:16  para que os dé, conforme a las riquezas de su gloria, el ser fortalecidos con poder en el hombre interior por su Espíritu;

Efe 3:17  para que habite Cristo por la fe en vuestros corazones, a fin de que, arraigados y cimentados en amor,

Efe 3:18  seáis plenamente capaces de comprender con todos los santos cuál sea la anchura, la longitud, la profundidad y la altura,

Efe 3:19  y de conocer el amor de Cristo, que excede a todo conocimiento, para que seáis llenos de toda la plenitud de Dios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba